10 pueblos con encanto de Croacia

27 diciembre, 2015 - Raúl Fernández

¿Te ha gustado nuestro articulo?
10 pueblos con encanto de Croacia

Si estás planificando tu viaje a Croacia seguro que no has pasado por alto sus increíbles islas, sus magníficos parques naturales y sus ciudades icónicas: Split y Dubronik. Pero no debes de pasar por alto esos pequeños pueblos que te permitirá sumergirte en la esencia del país y conocer sus múltiples matices. Por ello te proponemos 10 pueblos con encanto en Croacia que no puedes perderte.

1. Motovun, sumérgete en el pulmón verde

Mira a tu alrededor. Cierra los ojos. Seguro que esta maravillosa estampa que ves a tu alrededor te recuerda a la Toscana italiana. De hecho, esa es la lengua mayoritariamente hablada por sus habitantes y su arquitectura es fundamentalmente de la época colonial veneciana. Es la Península croata de Istria. Mientras la recorres, descubrirás decenas de pueblos con encanto. Nosotros te recomendamos que hagas una parada en Motovun ya que desde su alto dominarás toda la colina.

motovun

Motovun: un pueblo en Croacia que recuerda mucho a cualquier pueblo de Toscana

2. Déjate perder por las calles de Rovinj

Sin salir de la península de Istria, Rovinj es el lugar perfecto para dejarnos llevar por el atractivo de sus calles del casco antiguo medieval y aprovechar para hacer comprar en sus pequeñas tiendas de artesanía tradicional y las múltiples galerías de arte. No dejes de visitar el puerto. Allí podrás respirar el ambiente pesquero, ver las bajas casitas de colores y degustar sus pescados y mariscos.

rovinj

Rovinj: el pueblos medioeval con encanto de Croacia

 3. Opatija, veranea como los antiguos emperadores

Un paseo por su calle principal y pronto te darás cuenta por qué Opatija fue considerada la Viena mediterránea. Sus grandes construcciones sirvieron de vivenda para reyes, emperadores y aristócratas de centroeuropa además de los ricos industriales de su vecina Rijeka. Disfruta de la tranquilidad de este pueblo pesquero antes de continuar tu plan de viaje.

opatija

Opatija: la Viena Mediterranea

4. La vida se detiene en Brsec

¡Ten cuidado no te salgas del pueblo sin darte cuenta! Quizá, precisamente en su tamaño y su forma de vida más tranquila y pausada, alejada de los trepidantes ritmos de las grandes ciudades, sea donde reside parte de su encanto. Es un enclave perfecto para relajarse, tomar un aperitivo y pensar si podrías adaptarte a vivir en un lugar como éste.

brsec

Brsec: un pueblo con encanto en un lugar increible

5. La puesta de sol de Korkula

Si algo caracteriza Croacia son sus islas, que se cuentan por decenas como habrás podido comprobar si has hecho la ruta en coche por la costa. Entre nuestros ‘must’ está Korkula, la sexta más grande del Adriático. Es el lugar perfecto para hacer la foto de puesta de sol con la que darás envidia a tus amigos. No te extrañes si los lugareños te muestran el lugar donde nació Marco Polo. Aunque no está documentado, esta historia ha ido pasando de generación en generación desde el año 1254.

korkula

6. Un paseo por la historia en Porec

Si algo caracteriza Porec, es su Basílica Eufrásica, declarada Patrimonio de la Humanidad de la Unesco de la que destacan sus mosaicos de oro en el suelo y en el crucero central. A pesar de su estilo bizantino, este no es el único estilo protagonista de esta población croata dado que convive junto a los vestigios góticos, venecianos, napoleónicos e incluso romanos. Elige bien el calzado si no quieres dejarte los pies en sus calles empedradas.

porec

Porec (Croacia) – Patrimonio de la Humanidad

7. Brela, el caribe europeo

Un cartel a la entrada podría decir ‘Bienvenido al Caribe’ porque probablemente será tu primera sensación al ver sus aguas turquesas cristalinas y unos características playas de poster turístico. Dicho esto, sobran las palabras para convencerte de que es el momento de darse un baño. Solo podremos añadir eso de ¡No te olvides de ponerte la protección solar!

brela

Brela: el caribe en Croacia

8. Sucuraj, los matices de la isla Hvar

La extensa Hvar, como muchas islas croatas,  alberga multitud de pueblos con encanto. Huyendo de aquellos que están más masificados turísticamente, te recomendamos Sucuraj. A pesar de estar aislado en un extremo de la isla y su dificultad para acceder a través de sus sinuosas carreteras, sus callejuelas y eclécticas construcciones bien habrán merecido la pena. No dejes de visitar su puerto pesquero y la Fortaleza Española.

sucuraj

9. Komiza, ¡que vienen los piratas!

Pocos saben que esta pequeña población de casi 900 años de historia fue destruida por piratas españoles en el siglo XVI. Las casas de color ocre y los viñedos son, hoy por hoy, los protagonistas de Komiza. No puedes irte sin coger uno de sus turísticos barcos que te adentrarán unos kilómetros en el mar y te permitirán contemplar la famosa cueva azul.

komiza

10. Ston, de viaje a la montaña

A un lado la montaña; al otro, el mar. Si estás recorriendo Croacia en coche y tu próxima parada es Split te recomendamos que te desvíes unos kilómetros hacia Ston y te des un homenaje con uno de sus platos más característicos, las ostras, en uno de los restaurantes instalados junto al mar. Coge fuerzas porque antes de irte tendrás un último reto: subir su escarpada muralla. ¿Empinada? Sí, pero resiste. Te prometemos que el esfuerzo valdrá la pena: unas vistas únicas.

ston

¿Quieres recibir las mejores ofertas?

Regístrate y recibe nuestra newsletter