8 cosas que hacer en el mágico Chiapas

29 marzo, 2016 - Emilio Leighton

San Cristóbal de las Casas/ Chiapas (Istock)
¿Te ha gustado nuestro articulo?
8 cosas que hacer en el mágico Chiapas

México es un país hermoso gracias a su gente y a su historia. Siempre recibe al turista con los brazos abiertos y es una cultura que os ayudará a conocer la historia de América y de España. Pero, sin lugar a dudas, hay un pueblo en México que es mágico por donde lo miréis: Chiapas. Sus paisajes os encantarán y será un viaje que no olvidaréis en mucho tiempo.

Entonces, un dato, si decidís ir a Chiapas durante el verano tener en cuenta que en ese período hay lluvias torrenciales pero eso no opaca lo hermoso de sus paisajes. Asimismo, si queréis recorrer los pueblos cercanos os proponemos que utilicéis el servicio de autobuses ya que es más barato y así podréis conocer más profundamente a la gente maravillosa de la región.

1. San Cristóbal de las Casas

Es la ciudad colonial por excelencia de Mexico y sin duda, la mejor conservada. Es un pueblo mágico donde destacan sus casas coloridas, sus dialectos y razas como su historia. Está compuesto por una serie de barrios tradicionales, donde el comercio como la carpintería, la herrería, el tallado en madera o la artesanía se toman las calles. Si queréis conocer el Estado de Chiapas podéis escoger este pueblo como centro de operaciones y luego dirigiros a las diferentes maravillas que esconde su tierra.

San Cristóbal de las Casas / Chiapas/ México (Istock)

San Cristóbal de las Casas / Chiapas/ México (Istock)

2. Zona Arqueológica de Palenque

Otra de las cosas que hacer es ir a la  ciudad de Palenque que se encuentra enclavada en el corazón de una selva de clima tropical. Desde San Cristóbal debéis recorrer alrededor de 220 km para llegar a esta zona. Es el destino más concurrido por los turistas que vienen al Estado de Chiapas ya que tiene el centro ceremonial más importante de la cultura Maya: El templo de la Inscripciones. La zona arqueológica, la más importante de México, se encuentra a tan solo 8 km de la capital. La primera impresión cuando te encuentras con la pirámide más grande de Mesoamérica es de vértigo. Además podréis conocer el Templo del Sol, el de la Cruz y el de la Cruz Foliada, que constituye un conjunto que rodea a la Plaza del Sol. En el misterioso Templo de las Inscripciones se descubrió en 1952 la tumba del Rey Pakal. Además ha sido designado Patrimonio de la Humanidad por su hermosa selva, sus ríos y paisajes.

Palenque (Istock)

Palenque (Istock)

3. Lagunas de Montebello

Es un parque nacional que tiene en total unas 6 mil hectáreas de extensión. Es uno de los sitios naturales más hermosos de México ya que tiene numerosos ambientes acuáticos que están envueltos en bosques de pinares y encinares. Se dice que hay 59 lagos de color turquesa pero su número hasta ahora es incierto. Destacan La Laguna Encantada, Esmeralda, Tinta, Ensueño, Perol y La Cañada, entre otras. También podéis visitar las cavernas del Puente de Dios cuyo arco mide 40 metros de altura y ya casi en los límites del parque está la zona arqueológica maya de Chinkulti. En el área hay alrededor de 256 especies de flora autóctona y más de 100 especies de animales únicos de la región.

Lagunas de Montebello (IStock)

Lagunas de Montebello (IStock)

4. Selva Lacandona

Área verde que impresiona por sus formas y características especiales que son únicas en el mundo. Comprende más de un millón y medio de hectáreas, y se ubica en el extremo sureste de la república mexicana. Inmersas dentro de la selva se encuentran importantes zonas arqueológicas como Palenque, Toniná, Bonampak (del conjunto, solamente la Gran Plaza y la Acrópolis están exploradas) y Yaxchilán, que no debéis dejar de conocer. El nombre de Lacandona se debe a que los españoles llamaron a la comunidad indígena descendiente de los mayas que vivía a la orilla del lago Miramar “los de Lacantún”. Por otro lado, en esta selva podréis encontraros con más de 70 especies de mamíferos. Destacando el jaguar, el ocelote , el mono sarahuato o el mono araña. Además, de aves como la guacamaya roja o el tucán real. En cuanto a la flora hay caoba, cedro y pino de encino.

Selva Lacandona (Istock)

Selva Lacandona (Istock)

5. Parque Nacional Cañon del Sumidero

Situado a 5 km de la capital de Estado de Chiapas, Tuxtla Gutiérrez, las rocas de este parque nacional se formaron hace unos 136 millones de años a base de sedimentos y minerales de calcio. Es uno de los cañones más imponentes del mundo y su riqueza ecológica es incalculable. El Cañon del Sumidero tiene una acantilado con una altura de más de mil metros sobre el nivel del agua del río Grijalva que lo cruza con su potente caudal y sus muros pueden llegar a medir más de mil 300 metros desde la profundidad de la garganta del mismo río.

Cañon del Sumidero (Istock)

Cañon del Sumidero (Istock)

6. Cascadas de Agua Azul

Estas cataratas son una maravilla ya que podéis bañaros en sus aguas azules casi transparentes que caen y llenan las piscinas naturales que se forman en el sector. Además está permitido hacer buceo, cabalgatas, excursiones, descensos en ríos, camping y trekking. En esta última actividad  haréis las mejores fotos del viaje. Recomendamos que llevéis sandalias, repelente de insectos, protector solar, ropa adecuada para el calor, y respetad las señales e indicaciones. Cerca de las Cascadas de Agua Azul se encuentra la impresionante cascada de Misol Há, ubicada 30 kilómetros al suroeste de Palenque.

Cascadas de Agua Azul (Istock)

Cascadas de Agua Azul (Istock)

7. Puerto Arista

¿Estáis agotados de tanto turismo cultural? Pues este es el destino ideal para descansar de los tours que habéis tenido que organizar para ver zonas arqueológicas y pueblos coloniales. La costa chiapaneca se encuentra a 21 km de Tonalá y tiene extensas playas con cocoteros y muchas olas para sumergirte en su relajante mar. Todo ello acompañado de la comida típica del lugar que tiene exquisitos productos del mar. Es la principal playa del Estado.

Playa de Puerto Arista (turismochiapas.gob.mx)

Playa de Puerto Arista (turismochiapas.gob.mx)

8. Chiapa de Corzo

Fue la primera ciudad fundada por los españoles en el siglo XVI y por eso tiene una riqueza cultura y colonial que no debéis perderos. Destacamos su riqueza artesanal donde se pueden encontrar diseños de laca, tallados en madera y especialmente los bordados que son usados en los trajes regionales de Chiapaneca y Parachico. La arquitectura de la ciudad tiene su encanto como el conjunto mudéjar formado por La Pila, fuente de inspiración morisca hecha en ladrillo, el templo de Santo Domingo y el edificio conventual convertido en el Museo de la Laca. También se puede ver en Chiapa de Corzo las ruinas del templo de San Sebastián. En tanto, la gastronomía es de chuparse los dedos. Por ejemplo, el plato mestizo cochito horneado (cerdo al horno con chile, cebolla y especies) o los dulces típicos como suspiros, chimbos y nuegados. Bueno, su bebida tradicional ‘Pozol’ preparado a base de cacao y maíz mesoamericano, es una delicia.

Chiapa de Corzo (IStock)

Chiapa de Corzo (IStock)

¿Quieres recibir las mejores ofertas?

Regístrate y recibe nuestra newsletter