9 hoteles low cost para la cuesta de enero

10 enero, 2015 - Miguel Á. Palomo

¿Te ha gustado nuestro articulo?

Cumplimos primera semana del año y la cosa se pone cuesta arriba. Como todos los meses de enero, nos miramos al bolsillo mientras nuestras ganas de viajar no descienden. Para estos casos existen los hoteles baratos, claro, pero desde hace tiempo ya no nos conformamos con el factor precio sino que además exigimos un plus. Son los hoteles low cost, cuya fuerza gracias a la reducción de servicios sin renunciar a los básicos es la flexibilidad tarifaria, pero cuyo valor añadido también se apoya en su localización, su diseño, su originalidad. Nos centramos en el formato hotel, no en hostels ni albergues chic o hipsters de última generación. Ahora lo difícil es elegir.

*Precios aproximados correspondientes a este mes de enero.

1. chic&basic Zoo (Barcelona)

La cadena chic&basic fue pionera en la concepción de establecimientos bonitos, con servicios imprescindibles y a precios asequibles. El Zoo, frente al Parc de la Ciutadella, aprovecha el tirón de los interiores de inspiración industrial y se vale de los servicios marca de la casa como el brindado por su espacio helpyourself –un sírvase usted mismo gratuito- o un meeting point con lounge y recepción 24 horas fuera del mismo hotel.

chic&basic Zoo

Precio: habitación doble desde 80 euros.

2. Bed4U Pamplona (Pamplona, Navarra)

Una cama para ti. Con este planteamiento tan directo se presentó en sociedad esta cadena navarra de hoteles baratos pero que prometen encaminarse hacia el futuro inmediato del smart cost. La estrategia en el de Pamplona es situarse en un acceso principal de la ciudad y centrarse en la clientela de paso y de empresa a la que se tienta con servicios gratuitos como el wifi, iPads, bicicletas, gimnasio y sauna, parking y zona infantil, además de la posibilidad de cancelación, también sin coste. Habitaciones sencillas pero radiantes de luz, líneas rectas y funcionalidad.

Bed4U Pamplona

Precio: habitación doble desde 43 euros.

3. CitizenM Amsterdam (Ámsterdam) 

La cadena de hoteles citizenM lidera la fórmula del lujo asequible apostando por cortar de raíz los clichés hoteleros de siempre. Por eso gustan tanto al público Millennial. El de la capital de Los Países Bajos –uno de ellos, el del centro histórico, porque también cuenta con otro en el mismo aeropuerto de la ciudad- es tal vez el más reconocible de todos ellos, con altas dosis de diseño cosmopolita, la presencia de un lobby en el que se hace mucha vida, un bar chispeante siempre abierto, tecnología omnipresente y habitaciones deslumbrantes de distinto tallaje.

CitizenM Amsterdam

Precio: Desde 89 euros.

4. Sidorme Las Rozas (Las Rozas, Madrid) 

Si hay una marca de hoteles low cost “al uso” esa es la cadena Sidorme Hoteles que tiene como lema fundacional “como en casa, fuera de casa”. Para más señas, hay que buscarlos en la periferia, como en este caso, y hay que entenderlos como ejemplos fieles de esos establecimientos que buscan ajustarse a las necesidades de los huéspedes del siglo XXI que quieren pagar únicamente por los servicios que van a utilizar. Así se reducen los costes sin racanear en confort ni apartarse de unos mínimos estéticos. En el Sidorme Las Rozas ni siquiera se escatima en espacio.

Sidorme Las Rozas

Precio: desde 40,5 euros.

 

5. Ibis Budget Bilbao Barakaldo (Bilbao) 

Pionero y especialista de la hospitalidad low cost gracias a sus populares hoteles Formule 1, el grupo Accor tiene en sus marcas Ibis, Ibis Styles e Ibis Budget un buen plantel de hoteles centrados en lo imprescindible, en los mencionados básicos como, por ejemplo, las camas especiales Sweet Bed, diseñadas con alta tecnología para adaptarse a los puntos de densidad del cuerpo. El resto: una buena ducha, desayuno bufé equilibrado y wifi gratis. Uno de los últimos en llegar se aparta del centro de Bilbao, pero a condición de unos precios ultra competitivos.

Ibis Budget Bilbao

Precio: a partir de 32 euros.

6. Moxy Milan (Milán, Italia)

Asociado a todo un icono del low cost como es Ikea (su división Inter Hospitality), la cadena Marriott lanzó la marca Moxy Hotels pensada para tomar ventaja en el campo de los hoteles low cost más experienciales y sensibles a los gustos de la Generación Millennium. A la espera de la inauguración del resto de su cartera, el de Milán se ubica en la Terminal 2 del aeropuerto de Malpensa, otra tendencia más dentro de este fenómeno. Los cánones nos son reconocibles: espacios de encuentro, bebidas y snacks 24/7, tecnología a la última, wifi gratis a toda mecha y un diseño de vanguardia urbana (la paradoja es que casi no hay muebles Ikea y sí piezas de Vitra o luces de Tom Dixon) sin que esto suponga que la factura se dispare.

Moxy Milan

Precio: desde 55 euros en habitación estándar.

 

7. Praktik Garden (Barcelona) 

Podríamos mencionar cualquiera de los hoteles de Barcelona y Madrid que la joven cadena Praktik Hotels empieza a acumular como puntales de una hotelería divertida y desenfadada, atenta siempre a las redes sociales y hasta con su propio look de Instagram. El Praktik Garden, en pleno Eixample, se permite lucir diseño de Lázaro Rosa-Violán –uno de los interioristas fetiches de la hornada de hoteles del nuevo milenio- en un inmueble de reducidas dimensiones pero que disfruta de una terraza con jardín a juego con la zona de bienvenida rodeada de plantas y libros.

Praktik Garden

Precio: a partir de 45,38 euros en habitación doble.

8. Hotel Abalú (Madrid) 

Antes de que estallara la burbuja hipster y como anticipo de la definitiva gentrificación, este hotelito de diseño, cuco como pocos, aterrizó en el barrio de Malasaña con sus suites románticas y tecnológicas, su cafetería afrancesada y su vocación boutique. Luego llegó no muy lejos de allí su hermano el hotel Life, en una versión aún más low cost, pero esa es otra historia…

Abalú

Precio: habitación doble que no sobrepasa los 100 euros en temporada baja.

9. Yotel London Gatwick (Londres)

Ya os avisamos de las prestaciones de los hoteles de la singular cadena Yotel cuando demostramos que Nueva York también puede ser un destino low cost. Si bien el de Manhattan es un hotel inscrito dentro del mapa urbano, cerca de Times Square, los otros tres integrantes de la cartera son hoteles de aeropuerto, algo que se nota en la factura final y en las reservas online. La flexibilidad de registro, así como la tarifaria y la de su servicio de comidas, suponen tanto atractivo como su potente estética de colores flúor y diseño basado en la tipología de las habitaciones-cabinas japonesas. La conectividad y el aprovechamiento espacial son inherentes a este concepto.

Yotel Gatwick

Precio: 67 euros en cabina estándar.

¿Quieres recibir las mejores ofertas?

Regístrate y recibe nuestra newsletter