Cinco alojamientos insólitos, los hoteles más raros

18 diciembre, 2014 - Redacción

¿Te ha gustado nuestro articulo?

Imagínate despertarte a miles de metros de altitud, bajo el mar, en un palacio, en el hielo, en un árbol… Te lo aseguramos, la experiencia de alojarte en uno de estos hoteles va a ser inolvidable

Dormir en un árbol: CABANES ALS ARBRES

¿Quieres desconectar? ¿Disfrutar de los valores más simples? Pues no te lo pienses más, tienes que dormir en la copa de un árbol, y en Gerona y Vizcaya es posible hacerlo en las Cabanas als Arbres . En contacto directo con la naturaleza y rodeado de las mismas comodidades que te ofrece una habitación de hotel al uso, a pesar de no contar con agua ni electricidad, y por fin, sin cobertura para el móvil. El tronco del árbol es el eje de la cabaña y la atraviesa en su interior; y las cabañas, de unos 20-25 m2, cuentan con una terraza pensada como espacio de descanso y relajación, y desde la que se disfrutan de unas vistas cautivadoras y en las que disfrutar de un desayuno fantástico que se facilita a través de una cesta que se sube a la cabaña con un sencillo sistema de polea.

CASAARBOL561X300

Dormir en un avión: JUMBO STAY

Ya puedes pasar la noche cómodamente a bordo de un avión-hotel, y sin moverte del suelo. ¿Dónde? En el aeropuerto Arlanda de Estocolmo, donde el Jumbo Stay, un Boeing 747 construido en 1976 para Singapore Airlines y utilizado por la mítica Pan Am, te está esperando en una de sus pistas para que vivas una experiencia cuanto menos curiosa. 27 habitaciones dobles, triples y cuádruples con 76 camas en total, y hasta una suite de lujo situada en la cabina del avión y con vistas a la pista de aterrizaje. El Jumbo Stay se encuentra a tan sólo 10 minutos de los mostradores de check-in del aeropuerto, y está conectado con él gracias a un servicio de autobuses. Dormir aquí es perfecto si tienes que coger un vuelo muy temprano ¡Ya no tendrás que levantarte antes del amanecer para llegar al aeropuerto a tiempo!

Jumbo Hostel: Alojamientos raros

Dormir en un iglú: ICE HOTEL

Gracias a las aguas heladas del río Torne (uno de los más limpios de Europa), cada invierno es posible vivir una experiencia total a 200 kilómetros del Círculo Polar Ártico, y que no deja indiferente a nadie. Alrededor de 100 personas están involucradas en la construcción del Ice Hotel , la mitad de los cuales son artistas especialmente invitados a diseñar determinadas zonas del hotel que ocupa una superficie de 5.500 m2. El hotel situado en la pequeña localidad sueca de Jukkasjärvi (pronunciado “yu-cas-yair-vi”), y abierto entre diciembre y abril cuando todo empieza a derretirse lentamente y vuelve al río, está preparado para que puedas pasar una noche única en un verdadero iglú junto con las obras de arte creadas. Cambia las sábanas de algodón por sacos de dormir y tu acostumbrada ducha matinal por una buena sauna matutina para mitigar los posibles efectos de alguna congelación corporal.

Ice Hotel Alojamiento Especial (Photo_Martin_Smedscn)

Dormir en un palacio… de sal: HOTEL PALACIO DE SAL (BOLIVIA)

En el mayor desierto de sal continuo del mundo, el salar de Uyuni, en el departamento de Potosí en Bolivia, te espera un hotel construido 100% con sal: paredes, techos, mesas, sillas, y todo el equipamiento que puedas imaginar que tiene un hotel convencional. El hotel Palacio de Sal tiene 16 habitaciones en forma de iglú construidas en un entorno en equilibrio con la naturaleza y el paisaje que lo rodea. Además en el comedor, podrás disfrutar de unas vistas únicas del salar, sino de las más exquisitas comidas elaboradas a base de sal, carnes de llama y cordero de la región o la especialidad del hotel, pollo a la sal.

Hotel de Sal Uyuni: Hoteles más raros del mundo

Dormir bajo el mar: THE MANTA RESORT (ZANZIBAR)

Pensar en Zanzíbar es imaginar playas de arena fina y aguas de azul turquesa que invitan a la desconexión total. En The Manta Resort han conseguido el más difícil todavía: una isla flotante privada con una habitación a cuatro metros por debajo de la superficie donde te olvidarás de todo. Sólo tú y el Océano Indico, lo único que tendrás que hacer es descansar mientras tomas el sol, observar las estrellas desde la cubierta superior y dormir rodeado de un ambiente marino tropical. ¡Felices sueños!

Video: http://www.youtube.com/watch?v=YkkpkUYzYRM

¿Quieres recibir las mejores ofertas?

Regístrate y recibe nuestra newsletter