10 campos de cultivo para enmarcar

6 mayo, 2015 - Jordi Pastor

¿Te ha gustado nuestro articulo?
10 campos de cultivo para enmarcar

Para contemplar, para oler e incluso para escuchar, algunos campos de cultivo alrededor del mundo resultan impresionantes. Desde el multicolor estallido de las plantaciones de tulipanes, en Holanda, hasta el aroma de la lavanda provenzana o los campos de algodón entre los que nació el ‘blues’, ruta por paisajes rurales alucinantes alrededor del mundo.

1. Arrozales de Ifugao (Filipinas)

Quien ha contemplado las terrazas de arrozales cayendo por las laderas de la montañosa región de Ifugao, en la isla de Luzón, lo sabe: el verde más intenso de todos los verdes.

Foto: kerolic

2. Estallido multicolor (Holanda)

Además de uno de los símbolos del país, los multicolores campos de tulipanes son una fuente de inspiración artístico. Posiblemente, el mejor mirador de Holanda.

Foto:  jimculp@live.com / ProRallyPix

3. El cinturón del maíz (Estados Unidos)

El llamado Corn Belt, que abarca los estados de Iowa, Illinois, Indiana, Nebraska, Kansas, Minnesota y Misuri, se ha dedicado al cultivo intensivo de maíz desde mediados del siglo XIX, proporcionando algunas de los paisajes más icónicos del medio oeste americano.

Foto: elviskennedy

4. La cultura del olivo (Jaén)

Omnipresente en esta provincia andaluza, el olivo jiennense es sinónimo de aceite, de historia, de industria y, también, de paisaje. Una excelente forma de empaparse de esta cultura es realizar la Ruta del aceite, que incluye dos museos: el de la Cultura del Olivo y el museo Activo del Aceite de Oliva y Sostenibilidad.

Foto: randihausken

5. El templo del té (Sri Lanka)

El verde manda en Nuwara Eliya, región montañosa de Sri Lanka repleta de plantaciones de té, que se puede recorrer a bordo de un tren panorámico o en bici (y a pie) por los senderos del valle de Bogawantalawa.

Foto: Faisal Khatib

6. Campos machadianos (Castilla-León)

Se dice que, en ocasiones, la belleza se encuentra en las cosas más sencillas. Y aunque sencillo, el paisaje castellano es, simplemente, bello. El tren turístico Campos de Castilla recorre más de 100 años después los paisajes que el poeta Antonio Machado plasmó en su homónima y celebrada obra.

Foto: ¡Talita!

7. El reino del tabaco (Viñales, Cuba)

Además de disfrutar de un buen habano, si es el caso, alojarse en algunas de las fincas del valle de Viñales, al oeste de La Habana y declarado patrimonio mundial por la Unesco, permitirá disfrutar de espectaculares atardeceres sentados en el porche y visitar plantaciones de tabaco con más de un siglo y medio de historia, como la de Alejandro Robaima.

Foto: Giåm

8. La capital mundial del vino (La Rioja)

Desde que el prestigioso arquitecto Frank Gehry diseñara las bodegas de Marqués de Riscal, en la localidad de Elciego, paisaje, arquitectura moderna y viñas se entrelazan para ofrecer al visitante una experiencia completa en una región donde se elaboran algunos de los mejores vinos del mundo. Una ruta por la Rioja Alta es algo que hay que hacer una vez en la vida

Foto: inthesitymad

9. Algodón y ‘blues’ (Misisipí, Estados Unidos)

Entre campos de algodón, aldeas recónditas y cruces de caminos nació el blues. El profundo sur americano, el de las plantaciones de esclavos que se blanquea cada otoño en el la época de la cosecha, tiene, para los amantes del género un hito en el casi abandonado poblado de Holly Ridge, en Misisipí: la tumba de Charley Patton, considerado el fundador del blues del Delta.

Foto: captrosha

10. El aroma de la Provenza (Francia)

A pesar de que no es la única ruta turística que ofrece esta mágica región francesa, no hay nada como recorrer la Provenza en busca de las huellas de los maestros

Foto: BORGHY52

¿Quieres recibir las mejores ofertas?

Regístrate y recibe nuestra newsletter