10 cosas por las que Madrid y Barcelona molan

11 febrero, 2015 - Redacción

¿Te ha gustado nuestro articulo?
10 cosas por las que Madrid y Barcelona molan

Una tiene playa, la otra no; en una tira lo azulgrana y en otra abunda el color blanco, en una reina el tapeo y la fiesta nocturna y en otra los planes culturales vespertinos… Barcelona y Madrid, tan diferentes, tan iguales. Ambas tienen en común que en los últimos años se han aplicado, se han puesto ‘guapas’ para dar lo mejor de sí mismas a los turistas.

1. Los mercados, un espectáculo del sabor y del color. La Boquería en Barcelona y el Mercado de San Miguel y San Antón en Madrid son una prueba de que desde hace años en el mercado uno puede disfrutar con los cinco sentidos, además de hacer la compra.

Boqueria, Barcelona

2. Arte monumental y museos emblemáticos. Plazas, joyas arquitectónicas y obras de arte salpican ambas ciudades. Si al hablar de Barcelona es imposible no citar La Pedrera, la Casa Batlló o la Sagrada Familia, Madrid no se entiende sin el Museo de El Prado, el Reina Sofía y el Thyssen.

Dibujando una paralela al Prado

3. Verde que te quiero verde. Por las ramas de sus árboles respira la ciudad. Parques como El Retiro, en Madrid, o La ciutadella, en Barcelona, suponen un reposo para los pies del guerrero, o mejor dicho viajero, cansado de tanto asfalto. Pero no hay que quedarse en los más populares, el Parque de Vallvidrera, en la montaña de Montjuic y el parque de El Capricho, en Madrid, son dos esmeraldas que dan brillo al entorno más bien grisáceo de las ciudades.

3_Parque_ciutadella

4. Un metro que vuela y un tráfico que fluye. Mientras que en Madrid la extensa red de transportes (metro, trenes y autobuses) parece garantizar la conexión entre los puntos en los que hacen vida más de seis millones de habitantes, lo cierto es que los atascos y la densidad del tráfico siguen siendo su asignatura pendiente. Algunos cogen el coche hasta para ir a por el pan. En Barcelona se ha logrado descentralizar algo más el tráfico y promover el uso de medios de transporte alternativos al coche propio.

Metro Sign Gran Via on blurred city, Madrid

5. Tapitas, terracitas y vida nocturna. Salir, salir y salir, puede ser que en Barcelona sean algo más hogareños, pero en Madrid puedes salir a tomar algo a diario y siempre encuentras un sitio (calle o bar) que te conquiste por su ambiente. Quizá en Barcelona haya una vida nocturna menos intensa, pero los afterwork y los planes vespertinos con encanto no se quedan atrás.

Park Guell, view on Barcelona, Spain

6. Moda y diseño, pero no por igual. Por tradición y por número de empresas de esta actividad afincadas a la ciudad, Barcelona se ha considerado siempre cuna del diseño y de la moda. Marcas como Desigual y Custo (con el apellido Barcelona) han sido reconocidas a nivel internacional. Iniciativas como la 080 o The Brandery confirman que la ciudad es un referente. Pero Madrid se resiste a quedar en un segundo plano y sigue haciendo ruido con las sucesivas ediciones de la Mercedes Benz Fashion Week Madrid (antigua Pasarela Cibeles).

Fashion week Fall 2011

7. Cada día más puntos wifi de acceso libre y menos espacios con humo. Ambas ciudades van a la zaga. No son pocos los cafés,  hoteles, restaurantes, bares y hasta medios de transporte públicos que han entendido que garantizar el acceso gratuito a Internet en su espacio sólo puede traer cosas positivas. También el hecho de que en ambas ciudades, quizá en Madrid exista aún una cierta resistencia, se haya interiorizado la necesidad de respetar los espacios sin humo.

7_Acceso_libre_wifi

8. Auge de la gastronomía y los platos típicos. Del bocata de calamares al pa amb tomàquet, del chocolate con churros a la crema catalana, del cocido madrileño a la fideuà o del tapeo tradicional a la cocina más moderna y creativa… El carácter gastronómico de Barcelona tiene aire mediterráneo, mientras que el madrileño bebe de lo mejor de las regiones que rodean a la capital; Guadalajara, Cuenca, Toledo, Ávila y Segovia.

churros con chocolate, a typical Spanish sweet snack

9. Turismo de compras y apogeo de los outlet. No es raro que rusos y chinos (y otros ciudadanos mucho más cercanos) se reserven unos días al año para ir a España de compras, concretamente a Madrid y a Barcelona. Los centros outlet como Las Rozas Village, en Madrid o La Roca Village, en Barcelona, atraen a numerosos viajeros, así como la zona exclusiva del Passeig de Gàcia en Barcelona o el barrio de Salamanca, en Madrid.

Colorful clothes on hangers

10. Más carriles bici y tímidas iniciativas ‘bike friendly’. Un vistazo comparativo al mapa de la bici en Madrid o a la guía ‘Carrils bici’ de Barcelona confirma que, aunque a pasos lentos, algo se está avanzando en este sentido. En Madrid empieza a consolidarse, aunque en algunos aspectos sigue a medio gas, el CibiMAD, servicio público de bicicleta eléctrica. Y en Cataluña, el último Barómetro de la bicileta confirmó que existen en la comunidad 2,8 millones de usuarios, de los que 450.000 van cada día o casi cada día en bici,

10_Carriles_bici

¿Quieres recibir las mejores ofertas?

Regístrate y recibe nuestra newsletter