El síndrome del Pica: una de las enfermedades más curiosas del mundo

9 junio, 2017 - Vanessa García

"Deliciosa" tierra para comer (Pixabay)
¿Te ha gustado nuestro articulo?

¿Te apetece para comer un poco de tierra, clavos, tornillos o piedras?

Esperamos que la respuesta sea un NO rotundo, porque si contestas que sí, igual tienes el síndrome de Pica.

Esta rara enfermedad consiste en un trastorno de la ingestión y de la conducta alimenticia el deseo incontrolable comer o lamer sustancias no nutritivas y poco usuales como tierra, tiza, pintura, pegamento, cigarros y otras cosas que no tengan ningún tipo de valor ni sabor alimentario.

Pese a que para nosotros suena algo lejano y desconocido, es cierto que se trata de un síndrome común en otras partes del mundo.

El síndrome puede padecerlo cualquiera, incluso animales, aunque según cuenta PlayGround,  el lugar donde más se conoce esta curiosa práctica es en Madagascar, donde es muy común que los habitantes sufran de este síndrome y se vea como algo normal la ingesta de tierra, almidón o piedras.

Es común que los habitantes de esta isla africana se alimenten de este tipo de cosas por placer, ya sea  por el sabor, la textura, el olor… En su alimentación se encuentran alimentos crudos que según dicen ingieren por sabro, mientras que cuando comen tierra lo hacen por su textura.

Mujer en Madagascar lavando un plato (Pixabay)

Mujer en Madagascar lavando un plato (Pixabay)

Esta extraña práctica se remonta a hace años, cuando el uso de algunos de estos «ingredientes» se le atribuían beneficios medicinales para la salud. Desde entonces la creencia de que la ingestión estos recursos que da la propia naturaleza como la tierra pueden ser buenos, ha hecho que a día de hoy más de un 50% de los habitantes de Madagascar ingieran este tipo de cosas.

Según cuenta el artículo de PlayGround, un paciente que sufría la enfermedad de Pica ingresó en urgencias de un hospital y le encontraron un total de 1446 objetos no comestibles en su estómago: 453 clavos, 148 semillas, 115 orquillas, 85 piedras, 53 botones y 42 tornillos. ¿Te imaginas los dolores de estómago que debería tener?

0 Comments

Deja tu comentario

« »
¿Quieres recibir las mejores ofertas?

Regístrate y recibe nuestra newsletter