Las 10 cosas que echamos de menos cuando viajamos los españoles

25 febrero, 2015 - Angela Gilabert

¿Te ha gustado nuestro articulo?
Las 10 cosas que echamos de menos cuando viajamos los españoles

La morriña puede acechar en cada esquina, sobre todo en viajes de varias semanas o cuando pasamos largas temporadas fuera de España. Y es que hay cosas que son tan nuestras que se hace complicado encontrarlas fuera de nuestras fronteras. Y estas son precisamente las que más echamos de menos por no poder tenerlas. Hemos recopilado algunas, pero cada uno es un mundo y seguro que esta lista podría ser infinta.

1. Comer a las 5 de la tarde

paella
Nuestros horarios son los más locos de Europa y lo sabes. En muchos bares puedes pedir a las 5 de la tarde una hamburguesa para comer, mientras en otros países eso sería la merienda o la cena. Lo malo es cuando pretendes cenar a las 12 de la noche y el camarero te invita muy amablemente a irte de su restaurante.

2. Trasnochar.

fiesta
Mientras tú aún estás en casa whassapeando con tus amigos para saber qué vais a hacer esta noche, en muchos países los bares ya están cerrados. Así que si quieres salir más de media hora te toca adaptarte a los horarios de los bares europeos y tu juerga comienza a las ocho de la tarde, y eso no te pasaba ni en el instituto.

3. El jamón

jamon
Cuando vuelves a España y te ponen un plato de jamón serrano se te saltan las lágrimas, incluso aunque sea el que anunciaba Bertín Osborne y que solo sirve para hacer croquetas.

4. Nocilla


La crema de cacao más internacional es la Nutella y encontrar Nocilla fuera de España es realmente complicado. Y hay que reconocer que los bocatas con Nocilla a media tarde son difíciles de sustituir. Otra opción es intentar reproducir la receta porque todos la sabemos de memoria desde pequeños “leche, cacao, avellanas y azúcar” (reconoce que has entonado la melodía). Además, ¿quién no ha tenido al menos un vaso de Nocilla en su casa?

5. Cola-Cao

Otro clásico a la altura de la Nocilla. Y es que el chocolate ha marcado nuestra infancia. No podemos olvidarnos de esos grumitos del Cola-Cao porque son únicos, por muchos detractores y pro-Nesquik que lean este post.

6. Persianas

persianas
Sí, hay otros países que no disfrutan de tantas horas de sol, pero que a las 5 de la mañana no puedas dormir porque entra toda la luz en la habitación y las cortinas no sean suficientemente gruesas es un fastidio. Incluso en países del sur de Europa, como Italia, cuentan con esas pseudo-persinas de madera con mil grietas por las que entra la luz. ¡Agghhh!

7. La fruta

fruta
Sin hablamos de países del norte Europa o América , la fruta es un artículo de lujo. En supermerados brilla por su ausencia, y si hay una sección será la mitad, de la mitad, de la mitad, de la mitad en comparación con España. Además, ahorra durante toda la semana para poder comprar medio kilo de manzanas.

8. Los bares viejunos

bar
De esos donde hay papeles y palillos por el suelo, donde el tapizado de los taburetes están en un estado lamentable, pero donde siempre te ponen una tapa junto a la caña. Y no queremos olvidar a ese camarero majete con camisa blanca que siempre está detrás la barra del bar.

9. La fregona


Da igual si el piso tiene moqueta, parqué o baldosas, en pocos países está tan extendido el uso de la fregona como en España (por algo su inventor era español). La verdad es que es un buen invento que deberían adoptar el resto de países porque lo de recoger agua de rodillas no es lo más cómodo del mundo.

10. Cortinas de ducha

Si sumamos este hecho con el anterior resulta una inundación sin fregona. Sí, puede ser una situación bastante engorrosa… Perderás tu tiempo para idear maneras de recoger el agua. Aunque el uso de cortinas de ducha sí está bastante más extendido que la fregona, por suerte.

¿Quieres recibir las mejores ofertas?

Regístrate y recibe nuestra newsletter