Las 8 claves para ligar en el extranjero

15 febrero, 2015 - Redacción

¿Te ha gustado nuestro articulo?
Las 8 claves para ligar en el extranjero

¡Atención! Antes de nada… No estamos hablando de encontrar al hombre o la mujer de tu vida, ¿vale? Que no queremos que luego empecéis a decir que si nos hemos pasado, que si somos machistas o que si “eso no funciona”. Un poco de imaginación y también un poco de chispa es lo que hace falta para que en el extranjero beban los vientos por ti… No, no es imposible, no pongas esa cara. Es más fácil de lo que crees.

Para empezar, partimos de la base de que, ya solo por el hecho de ser españoles, lo tenemos fácil para ligar en el extranjero. No lo decimos nosotros, lo dice ‘Lovegeist’, el estudio de TNS elaborado en Alemania, Francia, Holanda, España, Bélgica y Escandinavia para Meetic, la empresa de online dating. El informe revela que los españoles son los más ligones de Europa, por encima incluso de los italianos. Pero, ¿qué cualidades hay que explotar para tener éxito?

1. Rey o reina de la pista de baile. Tenemos buenas noticias (o malas, según quien lo lea). Por lo visto los españoles tenemos fama de movernos bien a la hora de bailar, así que si tienes alguna cualidad que otra en ese sentido, ¡explótala! Lánzate, baila, muévete, déjate llevar por el ritmo de esas canciones cuya letra a veces no entiendes pero  te da igual. Tenemos ritmo, tenemos cuerpo, tenemos ganas y… ¡Lo más importante! No bailes solo o sola. Cuando cojas confianza con el entorno, acércate a ese o esa que te mira embobado y dale un golpecito suave con la cadera, a ver si se anima.

baile

2. Sonrisa. risa y sentido del humor. En este punto juega un papel importante. tu manejo del idioma del país en el que intentas ligar. Así, si te entiendes perfectamente con el sujeto “autóctono” haz gala de la ironía (en la medida de tus posibilidades) y del sentido del humor. Lo dicho, ya solo por ser español muchos presuponen que tenemos chispa (tremendo), así que aprovéchate de esa movida como mejor sepas. En el caso de que no te entiendas con él o ella, pasamos al plan B. Sonríe, ríe, procura mirar con ojitos brillantes. Sí, lo sabemos, es una bobada, pero es que esas cosas funcionan. ¡Qué le vamos a hacer!

Close up photo of cheerful young couple

3. Con tus mejores galas (o esas que llamas “de la buena suerte”). ¿Quién dijo que los italianos eran los más estilosos y seductores? ¡De eso nada! Rompe los tópicos y sal a ganar. Olvida eso de: “Me pongo cualquier cos y paso de peinarme si total, aquí no me conoce nadie y puedo ir a mi bola”. ¡No, no y no! ¡Error! Arréglate, cuida el aspecto de tus prendas (arrugas, no), de verdad, siéntete guapo o guapa, ponte sexy cuando hagas las consabidas visitas turísticas (ya sean unas catacumbas o Notre Dame).La comodidad para viajar no está reñida con el estilo.Mírate al espejo antes de salir y repite “¡Soy un cañón, soy un cañón, soy un cañón!” (o cañona).

mejores_galas

4. Contención, amigos, contención… Es cierto (y con toda la razón) que los españoles tenemos fama de ser bastante escandalosos en el extranjero. Pero lamentamos decir que eso de hablar a gritos, dar empujones tontos, soltar carcajadas sin sentido con sonidos guturales y , en el caso de ellas, hacer cada dos por tres el gesto ese de “me meo toa” no es nada sexy. Pero nada. Por eso aquí lo fundamental, en esta mini guía para llevarte al huerto…(perdón, seducir) a un “autóctono” es hablar de la contención. Intenta adoptar un personajillo en público. Las miradas misteriosas en el caso de ellos y las risitas tapándose la boca en el caso de ellas, funcionan mejor.

Women's eyes spying through a hole

5. Sorprende con lo que conoces de ellos… Ir de tontorrón o tontorrona, de paleto o paleta o de pava o pavisoso no funciona (quizá en los años sesenta, pero ahora no), así que antes de visitar el país, recuerda estudiar sus costumbres, a lo que ellos le dan importancia, lo que se da por hecho y lo que no, los platos típicos, los lugares emblemáticos… Existe una fórmula mágica para seducir: “¿Me llevarías a ese lugar donde se pueden comer los mejores macarons (pon aquí el postre, plato o alimento emblemático del lugar) del mundo y que sólo tú conoces?” o “Estoy deseando que me enseñes ese lugar clandestino donde se pueden escuchar los fados más embriagadores, ¡estoy taaaan sensible!”.  Prueba.

macarons

6. El beso, algo universal, pero con truco. Sabemos que estás cansado de oír aquello de “la primera impresión es la que queda”. Un mensaje canturreado por doquier a nivel publicitario. Pero es que resulta que es verdad. Y a la hora de ligar es casi una ley. El saludo, la presentación, los primeros minutos de cordialidad, las primeras miradas y el primer reconocimiento “animal” que se hacen los seres humanos entre ellos es vital. Si sales ganando en ese momento, tienes la mitad del trabajo hecho. Por eso te resultará útil repasar un temita reciente de El Viajero Fisgón, en el que te explicamos las 12 maneras de besar en el mundo.

Arab casual couple flirting laughing happy in a park

7. Sorprende con tus dotes culinarias… ¿Sabías que a los españoles algunos extranjeros nos consideran como los Masterchef de Europa? Si antes te decíamos que te resultaría eficaz interesarte en plan meloso por aquellos platos o lugares maravillosos que sin duda ellos y ellas estarán encantados de enseñarte, también sabemos que funciona el hecho de contar, así como quien no quiere la cosa y en momentos estratégicos, cómo te gusta hacer la tortilla de patata, la paella, las fabes con almejas, el cocido o la fideuá. Para aquellos y aquellas que no saben cocinar, también tenemos un truco: “Cuando vengas a mi ciudad te voy a llevar al mejor sitio de patatas bravas (igual, pon aquí el plato que quieras mostrarle) del planeta”. Je, je…

Couple in Madrid eating Spanish savouries

8. Busca intimidad… Ya lo sabemos, sea aquí o en el extranjero, eso de mostrarse receptivo para el amor (llámale amor, sexo, gustazo o tonteo) en público cuesta un poco, así que si viajáis en grupo y ya has tonteado con esa personita que te atrae. que apetece conocer y te da confianza, quizá te resulte útil localizar los recovecos del lugar, aquellos en los que tú puedes controlar la situación, pero en los que no estás del todo a la vista de tus amigos o sus amigos. Y si ya pasamos a mayores, pues eso, que no hace falta que te digamos nada… Precaución, amigo conductor…

Happy young couple in love at the brick wall

¿Quieres recibir las mejores ofertas?

Regístrate y recibe nuestra newsletter