Las principales pistas de esquí en Madrid que no puedes perderte

9 febrero, 2018 - Bárbara Chacón

Las principales pistas de esquí en Madrid que no puedes perderte (iStock)
¿Te ha gustado nuestro articulo?
Las principales pistas de esquí en Madrid que no puedes perderte
DESCÁRGATE YA Guía definitiva de los 20 pueblos más bonitos de España

Esquiar en Madrid es posible y aún más con las nevadas generosas que han caído este año. La estación de esquí más conocida es, sin duda, el puerto de Navacerrada, localizado a 1.858 metros de altitud en plena Sierra de Guadarrama.

Es un lugar ideal tanto para principiantes como para esquiadores más avezados. El Escaparate, el Telégrafo y la cinta de iniciación son pistas más sencillas, indicadas para quien está aprendiendo. Están situadas entre pinos silvestres en las que se encuentra también el Bosque, una pista roja mucho más difícil y con buen desnivel, perfecta para esquiadores expertos.

Estación de esquí de Navacerrada

Navacerrada (iStock)

En esta misma región también se encuentra la Bola del Mundo. El Telesilla Guarramillas permite el acceso a la zona más alta, que tiene 2.179 metros, desde las que se puede disfrutar de excelentes vistas. También se accede a dos pistas rojas (Guarramillas I y II) y a la azul llamada Pala de Montañeros, muy valorada por los esquiadores madrileños. Es una de las pistas de esquí de Madrid que no deberías perderte.

Valdesquí es otra de las estaciones de esquí de Madrid. Inaugurada en 1972, se encuentra a 70 km. de la capital y es la más concurrida de las estaciones madrileñas. Lo interesante es que se puede llega en tren, hasta la estación de Cotos.

Coto, Guadarrama

Cotos (iStock)

La base se encuentra a 1.860 metros. La cota más alta está en 2.280 metros. Valdesquí tiene una superficie esquiable de 220 hectáreas. Su limitación es que no tiene un gran desnivel. Es la pista preferida por los esquiadores intermedios. En total hay 24,1 kilómetros de pistas. En su mayoría son fáciles: hay 9 verdes, 15 azules y 3 pistas rojas para los más avanzados.

Lo mejor de Valdesquí es que permite quitarse el gusanillo con una esquiada por pistas fáciles un día entre semana. Lo malo es que son los frecuentes los atascos en el parking, las largas colas en taquillas y remontes; además, no es precisamente barata.

Pista de la Pinilla

La Pinilla (www.lapinilla.es)

Otra de las pistas de esquí de Madrid que no deberías dejar de conocer es la Pinilla. Inaugurada en 1968, es una excelente alternativa para los que buscan algo más tranquilo que Navacerrada y Valdesquí.

Se encuentra al nordeste de la provincia de Segovia, a poco más de una hora de Madrid. Cuenta con 15,57 kilómetros de pistas, repartidas entre 4 pistas verdes, 6 azules y 13 rojas. El desnivel es de casi 550 metros. Este centro de esquí posee la mayor red de nieve artificial, con 196 cañones repartidos por casi 5 hectáreas.

Tampoco podemos dejar de mencionar las pistas de la única estación de esquí Indoor que hay en España. Está en Arroyomolinos, a pocos kilómetros de Madrid, en el Centro Comercial y Ocio Madrid Xanadú. El Snow-Zone es el lugar idóneo para practicar los deportes de invierno durante todo el año.

Pista de esquí en el Xanadú

Xanadú (www.madridsnowzone.com)

Posee una pista de iniciación que mide 100 metros de largo y 40 metros de ancho. Es muy indicada para los que quieren aprender el snownoard. Hay incluso una cinta transportadora y un telesquí.

La pista principal tiene una longitud de 250 metros por 55 metros de ancho. Su desnivel es del 25 % y posee dos remontes, un telesilla y un telesquí. No es como estar en los Alpes, pero en los meses de verano, cuando el termómetro supera los 40º, representa una oportunidad estupenda de huir del calor haciendo algo diferente.

0 Comments

Deja tu comentario

¿Quieres recibir las mejores ofertas?

Regístrate y recibe nuestra newsletter