Los 10 mejores chiringuitos de playa

28 julio, 2015 - Miguel Á. Palomo

restaurante la fontanilla ( web lafontanilla.com)
¿Te ha gustado nuestro articulo?
Los 10 mejores chiringuitos de playa

Qué sería de nuestras playas sin el chiringuito. ¿Se vaciarían? Concepto tan español resiste el embate de la modernidad y salva incluso amenazas legales. Georgie Dann lo tuvo claro, el chiringuito es incombustible y no tiene rival como refugio anti-caloret. Garantizan sombra, ausencia de arena -la mayoría-, vistas al mar, papeo rico a base de espetos y paella y, sobre todo, CERVEZA FRÍA. Esta oda al chiringo cañí demuestra que tiene capacidad de reciclarse y, sin olvidarnos de los clásicos, volverse cool.

1. El Cranc, Altea (Alicante)

Veterano y venerado desde que hace más de 30 años abriera a orillas de esta encantadora bahía con el cangrejo rojo en su bandera y los pescados y arroces, de campo o mar, como estrellas de su carta sabrosa confeccionada por Pepa Bañuls y compañía. Vistas de locura, sabores de verdad y, de postre, helados caseros.

El Cranc

2. La Fontanilla, Conil (Cádiz)

Otro clásico básico a pie de arena, un referente en la zona con más de media centuria a sus espaldas desde su primera andadura como bar de pescadores, todavía con la familia Pérez Rubio al frente. Hoy es templo gastronómico con algunos platos obligados: la Urta a la Fontanilla y el atún de Almadraba en cualquiera de sus recetas. Por cuenta de la casa, el atardecer sobre el mar.

La Fontanilla

3. Toc al Mar, Begur (Girona)

Más reciente es este simpático y juvenil chiringo de la platja d’Aiguablava regentado por Santi Colominas y Sandra Baliarda. El leifmotiv es la fidelidad a los sabores mediterráneos y marinos, de ahí especialidades tales como pescados salvajes a la brasa, arroz caldoso con langosta, paella cuadrada o arroz oscuro del Empordà.

Toc al Mar

4. La Playa Luanco, Luanco (Asturias)

Muy coqueta es esta especie de taberna actual y a la última de diseño playero luminoso y alegre, con ese aire vintage tan de moda. Y es que arraiga en un chiringuito de los sesenta al que se le insufló una nueva vida en 2013. Detalles de todo tipo, desde la vajilla a los muebles y la decoración en pared o la identidad gráfica, sin renunciar a las esencias de la sidra natural y el marisco. Con dos terrazas justo en la misma playa, tan protegida de la marejada cantábrica.

La Playa

5. El Palmer, Bahía del Palmer (Almería)

Más allá de los confines del Cabo de Gata, la costa almeriense depara en su singularidad establecimientos de clientela fiel como este chiringuito sobre pedregal y bajo montaña pelada pero bien encarado a la bahía. Entre Aguadulce y la capital, una pequeña colonia residencial tiene su continuación en el kiosco y la terraza lounge en los que se montan buenas celebraciones al calor de sus arroces y su buen rollo.

El Palmer

6. Es Xarcu, Sant Josep (Ibiza)

No es fácil elegir mesa en catálogo tan pintón como el ibicenco pero el que nos ocupa atiende a razones de ubicación, la calita virgen homónima, y de paladar, esos raors al horno objetos de culto, más que a otras consideraciones en materia de postureo. La gamba roja o el jamón ibérico cortado a mano son otros alicientes por los que agradecer hospitalidad a Mariano Torres y Caridad.

Es Xarcu

7. La Bahía, Salobreña (Granada)

No por típico desmerece posición en esta lista de chiringuitos patrios. Y es que la Costa Tropical, limitada como es, cuenta en la Playa del Peñón con un lugar con mucho fundamento para eso de los pescados asados en barbacoa, recién descargados del barco, los espetos, las zarzuelas y los arroces. Lo mejor para después del ejercicio acuático.

La Bahía

8. Saint Tropez Los Mellizos, Benalmádena (Málaga)

En pleno paseo marítimo, otro referente para fanáticos de los espetos lleva desde finales de los años setenta dando mucha guerra en la playa de Santa Ana. No es el único Los Mellizos de la provincia, pero estamos en su punta de lanza en la que hay que coger sitio en terraza, con una balaustrada sobre la arena. Además de las sardinas, pescaíto frito, parrillada y arroces.

Los Mellizos

9. La Guingueta, Barcelona

Uno de los representantes del chiringuito de nuevo cuño, con la firma gourmet de Carles Abellán y un diseño delicado y minimal para quedarse prendado de él en la playa de la Barceloneta. Ordenaditos, el kiosco con barra a un lado y al otro, la terraza cubierta y con su propia barra tropical. Corren los cócteles y la sangría de cava, los zumos de frutas, las tapas con sustancia, las hamburguesas y los sándwiches bikini. Todo en mesas generosas con bancos de madera.

La Guingueta

10. Juan y Andrea, Formentera

Una isla para disfrutar de unos chiringuitos diferentes. El de Playa Illetas es uno de los más apetecibles, aislado en la duna como un oasis de mariscos, ensaladas, paellas, fidegúas, calderetas y vino frío. Pura delicatesen: las gambras y raons de Formentera, las ostras Guillardeau y las anchoas. Si salir de la arena, aunque aquí por lo menos no quema.

Juan y Andrea

¿Quieres recibir las mejores ofertas?

Regístrate y recibe nuestra newsletter