9 pueblos costeros de Alicante realmente bonitos

19 mayo, 2017 - Miguel Á. Palomo

Calpe (Leshaines123, Foter)
¿Te ha gustado nuestro articulo?
9 pueblos costeros de Alicante realmente bonitos

Cierto es que el Levante español ha sufrido una sobreexplotación urbanística que ha mermado su encanto. Aun así, quedan todavía en la Costa Blanca pueblos y pueblecitos que todavía posan auténticos. Al menos lo intentan, irreductibles, aunque sea en su cogollo esencial. La provincia de Alicante tiene además el aliciente de acumular el mayor número de banderas azules de España. Así que, pongamos rumbos a los pueblos costeros de Alicante más bonitos.

1. Altea

La joya de la corona, la atalaya más bella, una villa que aguanta el paso de sus veranos de turismo masivo y el crecimiento desmesurado. Pero ahí sigue, con su casco empedrado de pura cuesta y su iglesia de Nuestra Señora del Consuelo haciendo honor a su sobrenombre de la cúpula del Mediterráneo.

Altea (felipe_gabaldon, Foter)

Altea (felipe_gabaldon, Foter)

2. Denia

Otro pueblo, por llamarlo de alguna manera porque tiene hechuras de ciudad, que ha conseguido que su encanto permanezca más o menos incólume a los embates de la operación de asfaltado que en su momento afectó a todo el litoral levantino. Con el macizo del Montgó como estrella paisajística, bajo el que reina la paz y tranquilidad residencial de Les Rotes, y el castillo en la otra punta, como bandera del casco histórico, Denia es especial. El barrio marinero, el puerto, su radiante atardecer, sus calas… Que siga así por muchos siglos.

Denia (ramopant, Foter)

Denia (ramopant, Foter)

3. Moraira

Sin dejar la Marina Alta, Moraira también tiene mucho de excepción. Como prolongación costera de Teulada, queda el castillo, en realidad una torre vigía anti-piratas plantada en el siglo XVI, y queda su accidentado terreno rocoso. Luce también allí la escultura de los pájaros de Antoni Marí. Sobre la montaña, el casco del pueblo, también diferente. Y a resguardo del cabo, la playa del Portet.

Moraira en verano (pixelmenschen, Foter)

Moraira en verano (pixelmenschen, Foter)

4. Villajoyosa

La que es conocida también como La Vila es uno de los pueblos costeros más bonitos de la Marina Baja. Todavía conserva sus típicas callejuelas mediterráneas en un casco histórico-artístico de murallas renacentistas. Todavía brillan los colores de las fachadas del barrio del Arsenal, un frente litoral embellecido por un motivo funcional: que los pescadores pudieran identificar sus casas al entrar y salir del puerto.

Villajoyosa (Diego Delso, Wikipedia)

Villajoyosa (Diego Delso, Wikipedia)

5. Tabarca

Aunque para lugares, o pueblos especiales, imposible dejarse Tabarca. Sí, es cierto, se trata de una isla y de un paraje cada vez menos habitado, pero nos permitís la licencia. Y es que esta Isla Plana es un destino todavía habitual de bañistas que acuden en barco desde Guardamar, Santa Pola, Torrevieja y Alicante para una jornada de sol cegador y disfrute de su reserva marina. La muralla y sus puertas, la iglesia de San Pedro y San Pablo, la torre de San José, el faro… Pintoresco es un rato.

Tabarca (murciadf, Foter)

Tabarca (murciadf, Foter)

6. Jávea

Si nos abstraemos de la marabunta y observamos el enclave desde algún mirador, nos daremos cuenta de la belleza de este municipio de la Marina Alta situado al otro lado del Montgó. Su playa principal no deja de ser impresionante, a pesar del llenazo en temporada alta. Por no hablar de la cercana Granadella. Pero si enfilamos el interior, el centro nos parecerá irresistible.

Jávea (ChodHound, Foter)

Jávea (ChodHound, Foter)

7. Guardamar del Segura

Distinto a todos es este pueblo que tiene un punto decadente gracias a esas casas, en primera línea de ola, carcomidas por el salitre. También hay que pasear por la pinada, una plantación de pinos, palmeras y eucaliptos que sirvieron a principios del siglo XX para frenar las dunas móviles, tan representativas de este pueblo costero en la desembocadura del Segura.

Dunas de Guardamar (Palm z, Wikipedia)

Dunas de Guardamar (Palm z, Wikipedia)

8. Benisa

Aunque la mayor parte del término municipal es de interior, el hecho de que incluya algún kilómetro costero nos permite nombrar a este pueblo de casitas bajas a medio camino entre Denia y Calpe. Nos encantan sus calas de grava y bolos ya que el agua está siempre limpia y merece la pena el buceo. Nos encanta también este paisaje rocoso de acantilado que evita la tentación de levantar rascacielos.

Cala Baladrar (Buscavientos, Foter)

Cala Baladrar (Buscavientos, Foter)

9. Calpe

¿Estamos seguros? Sí, al final el hito del Peñón de Ifach marca esta elección, por mucho que el desarrollo urbanístico haya deformado un tanto el skyline. El puerto pesquero, el castillo, las Salinas, las casitas del casco antiguo… Bueno, Calpe es mucho más que arquitectura kitsch.

Calpe (Leshaines123, Foter)

Calpe (Leshaines123, Foter)

Encuentra más información sobre pueblos costeros en España aquí:

¿Quieres recibir las mejores ofertas?

Regístrate y recibe nuestra newsletter